Ferrari presentó su automóvil de producción en serie más veloz de su historia, el Ferrari 812 Superfast, destacando su reputación de desempeño excelente, aun cuando la marca italiana está probando el límite de la cantidad de autos que puede vender sin perder su atractivo.

Bloomberg

El 812 Superfast debutó en el Auto Show de Ginebra la semana pasada con un motor de 12 cilindros y 800 caballos de fuerza que acelera a 100 kilómetros por hora en apenas 2.9 segundos, lo cual lo convierte en el auto más potente de producción en serie de Ferrari.

A Ferrari NV 812 Superfast luxury automobile stands on display on the first day of the 87th Geneva International Motor Show in Geneva, Switzerland, on Tuesday, March 7, 2017. The show opens to the public on March 9, and will showcase the latest models from the world's top automakers. Photographer: Chris Ratcliffe/Bloomberg

A un precio de 292 mil euros (unos 6 millones de pesos) en Italia, el nuevo modelo emblemático ya está agotado para 2017, dijo el presidente ejecutivo de Ferrari, Sergio Marchionne, en una entrevista con Bloomberg TV.

“Tenemos que asegurarnos de que la demanda exista, y nuestra oferta siempre tiene que ser inferior a la demanda”, dijo.

Tras prometer a sus accionistas un aumento en ventas y ganancia tras su oferta pública inicial en 2015, Ferrari encara el reto de vender más autos sin diluir su aire de exclusividad.

Marchionne, quien probablemente logre su meta de vender 9 mil autos por año para 2019, está promoviendo vehículos de alto rendimiento como el 812 Superfast para mantener el ímpetu de las ganancias, al tiempo que amplía la gama.

Mantener limitada la oferta por cada modelo es la clave de proteger la reputación de Ferrari. “Necesitamos un abanico mucho más amplio de productos de lo que tenemos ahora” para incrementar los volúmenes a más de 9 mil vehículos, dijo el máximo ejecutivo.

Aún hay un “espacio fenomenal” para expandir la gama de Ferrari sin una inversión masiva en tecnología y plataformas nuevas, ha dicho Marchionne en el pasado. Tal expansión de bajo costo es crucial para el fabricante boutique mientras busca competir sin el respaldo de un actor mayor de la industria.

La familia crece

En un intento por llegar a una audiencia mayor, Ferrari presentó el año pasado un “auto familiar” GTC4Lusso de cuatro asientos en Ginebra y es posible que pondere una versión de cinco puertas para atraer compradores que buscan más funcionalidad práctica y confort, dijo Ian Fletcher, analista de IHS Automotive en Londres.

“Ciertamente hay demanda para esa clase de vehículo con puerta trasera, lo cual podría generar altos márgenes usando una plataforma existente”, dijo Fletcher.

Si bien Ferrari aún no ha decidido si añadir un modelo de cinco puertas, la estrategia de expansión es la más crucial de la compañía y Marchionne dijo a periodistas en Ginebra que quiere llegar a un público que trascienda los tradicionales clientes de autos deportivos.

A Ferrari NV 812 Superfast luxury automobile stands on display on the second day of the 87th Geneva International Motor Show in Geneva, Switzerland, on Wednesday, March 8, 2017. The show opens to the public on March 9, and will showcase the latest models from the world's top automakers. Photographer: Chris Ratcliffe/Bloomberg

Eso sí, reiteró que Ferrari nunca fabricará un SUV, a pesar de la creciente demanda de vehículos todoterreno ultralujosos, como por ejemplo los producidos por Bentley y Mercedes-Benz Maybach.

Aun así, los modelos que representan la mayor fuente de ingreso de Ferrari son sus superautos de alta potencia y diseñados a mano, y las ediciones especiales, que actualmente están apareciendo con creciente frecuencia.

La edición especial LaFerrari Aperta de 2.1 millones de dólares (40 millones de pesos) se agotó el año pasado antes de su debut, y la compañía está lanzando 350 modelos de edición limitada de sus cinco principales líneas para celebrar su 70 aniversario este año.

No se permiten comentarios