Una empresa emergente con sede en China creada por ex ejecutivos de BMW es una de las últimas en lanzarse al creciente mercado de los autos eléctricos y autónomos, compitiendo contra gigantes como Nissan y General Motors.

Bloomberg

Byton, antes conocida como Future Mobility, presentó un prototipo de vehículo utilitario deportivo en el Consumer Electronics Show (CES) de Las Vegas este domingo y dijo que su primer modelo de producción masiva saldrá a la venta el año próximo desde 45 mil dólares. La compañía concluirá su fábrica en Nanjing a fines de 2018 y comenzará a producir un año más tarde, dijo el director de operaciones y cofundador Daniel Kirchert a los reporteros en el evento.

Daniel Kirchert y Carsten Breitfeld en el CES. (Photo by Jason Ogulnik)(Sipa via AP Images)

Daniel Kirchert y Carsten Breitfeld en el CES. (Photo by Jason Ogulnik)(Sipa via AP Images)

Byton, que promete conectividad a internet y servicios digitales en sus Smart Intuitive Vehicles, Vehículos Inteligentes Intuitivos o SIV, integra un grupo de compañías que se proponen derrotar a los fabricantes de autos tradicionales en tanto los sistemas de transmisión se alejan de los combustibles contaminantes. También intentan atacar a líderes como Tesla ofreciendo tecnologías más nuevas conforme se acelera la carrera por las baterías con mayor autonomía y los principales mercados, incluido el de China, analizan ir eliminando gradualmente los automóviles propulsados por nafta y diésel.

“China es el mercado de vehículos eléctricos de mayor crecimiento y dimensiones del mundo, pero al mismo tiempo, le faltan compañías y actores globales que fabriquen productos capaces de competir con las mejores empresas de primer nivel en el mundo”, dijo Kirchert.

Algunas de las características del vehículo de Byton incluyen cámaras de reconocimiento facial para abrir las puertas y reconocimiento de voz usando Alexa de Amazon.

Byton integra una asociación con Robert Bosch y Faurecia, de Francia, y este mes anunciará una alianza estratégica en Silicon Valley para el desarrollo de vehículos autónomos, dijo su máximo responsable Carsten Breitfeld.

Breitfeld fue el ingeniero principal del auto eléctrico i8 de BMW y trabajó en el fabricante alemán durante alrededor de 20 años, mientras que Kirchert estuvo a cargo de marketing en la empresa local de BMW en China, también con períodos en Infiniti de Nissan.

Características:

  • Autonomía de 400 kilómetros para el modelo inicial y 520 kilómetros para la variante superior de tracción en las cuatro ruedas
  • 80% de la batería se recarga en 30 minutos
  • El auto de producción tendrá L3 Advanced Driver Assistance Systems; la conducción autónoma L4 se habilitará a partir de 2020 mediante actualización de software
  • El prototipo soporta sistema de video y teleconferencia
  • La interacción humano-vehículo incorpora reconocimiento de voz, control táctil, identificación biométrica y gestos manuales

No se permiten comentarios