Alguna vez experimentamos este malestar durante algún viaje en auto. Se llama cinetosis y es un trastorno ocasionado en nuestro sistema del equilibrio.
Antonio Romo

Se calcula que dos de cada tres personas se han mareado en alguna ocasión en un viaje en automóvil. Son numerosos los remedios caseros para evitar los mareos en auto y todos ellos con resultados bastante dudosos. Lo cierto es que hay determinadas personas que no soportan viajar en coche, e incluso tienen que recurrir a algún tipo de medicación para evitar, en la medida de lo posible, sufrir las consecuencias del mareo.

Pero, ¿por qué nos mareamos? La explicación más extendida entre los expertos sobre qué es lo que origina la cinetosis –denominación técnica del mareo por movimiento–, es que surge porque, al moverse, el cuerpo experimenta una disonancia entre lo que ve y lo que siente. Es decir, se produce una estimulación excesiva en las estructuras internas del oído, que regulan el equilibrio, y por eso aparecen los síntomas del mareo: palidez, sudor frío, agitación o náuseas que, en el peor de los casos, pueden derivar en vómitos.

Está comprobado que las retenciones y las carreteras sinuosas empeorarán un problema que afecta a dos terceras partes de la población en algún momento y que incide especialmente sobre pasajeros, sobre todo niños y adolescentes, aún más si viajan en los asientos traseros y van jugando videojuegos o viendo películas. Estos mareos en el auto pueden convertir en pesadilla un esperado viaje familiar.

Photographer: SeongJoon Cho/Bloomberg

Photographer: SeongJoon Cho/Bloomberg

Los bostezos y la sudoración son señales de aviso para una afección causada por desequilibrios entre señales que recibe el cerebro desde los ojos y los órganos responsables del equilibrio, en el oído. Los bebés no se marean. Esto empieza a ocurrirles solo cuando empiezan a caminar. A las mascotas sí les afecta e, increíblemente, incluso los peces sufren mareos, un fenómeno del que se dieron cuenta los marineros por primera vez.

Los mareos en el auto son un problema complejo. Es una reacción natural a un estímulo no natural que no se puede curar como tal. Pero podemos intentar aliviar los síntomas.

Cómo evitar los mareos

  • Ver preferentemente al frente. Si se viaja en la segunda o tercera fila, buscar la posición intermedia entre los asientos para poder ver la carretera que hay por delante
  • Conducir de manera suave y evitar en lo posible frenar de manera repentina, evitar los acelerones o los baches.
  • Utilizar una almohada o un reposacabezas para mantener la cabeza lo más inmóvil posible.
  • Encender el aire acondicionado para que circule aire fresco.

No se permiten comentarios